La salida parcial de la sociedad pública dependiente del Gobierno de Navarra se salda con una rentabilidad superior al 10 % anual. La firma de Peralta, dedicada a las industrias del vending, la movilidad eléctrica y el almacenamiento energético, ha decidido que Sodena continúe participando sin alterar su presencia en los órganos de administración. Así, podrán continuar colaborando en la elaboración del próximo plan estratégico, “que impulsará una nueva fase de crecimiento, la generación de empleo y la contribución de la compañía al PIB de Navarra”, informó la familia Guindulain, actualmente propietaria de más del 90 % de Jofemar.

Jofemar Corporación, dedicada a las industrias del vending, la movilidad eléctrica y el almacenamiento energético, informó de la desinversión parcial de la participación que Sodena mantiene en el capital de la empresa de Peralta desde 2017. En concreto, la salida parcial de la sociedad pública dependiente del Gobierno de Navarra representa aproximadamente dos tercios de su participación inicial y se salda con una plusvalía que arroja una rentabilidad superior al 10 % anual.

Dicha operación responde a la estrategia habitual de desinversión que Sodena mantiene con sus empresas participadas, que se materializa a partir de una fecha consensuada, siempre con la voluntad de que la titularidad de las compañías retorne al accionariado inicial, favoreciéndose así el arraigo empresarial. “En nuestro caso esa fecha era el primer trimestre de 2024”, confirmó la familia Guindulain.

El vínculo entre Sodena y Corporación Jofemar se inició en 2017 con un apoyo financiero de la entidad por un montante de 4.750.000 euros. Posteriormente, para hacer frente a los efectos de la pandemia, la sociedad pública aportó a la firma 1,2 millones de euros adicionales mediante un préstamo COVID-19.

La presencia de Sodena, entre otras cosas, permitió conformar un nuevo consejo de administración, donde además de la sociedad pública, y la familia Guindulain, se cuenta con dos perfiles profesionales independientes.

Los responsables de Jofemar agradecieron la colaboración prestada todos estos años por la sociedad pública, no solo por su apoyo financiero, sino también en términos de estrategia y experiencia aportada a la dirección, “especialmente en los compases más duros de la pandemia provocada por el Covid-19”. De hecho, en los dos últimos ejercicios la firma ha superado su récord histórico en facturación y resultado operativo, con más de 64,5 millones de cifra de negocios y 10 millones de euros de EBITDA en el año 2023.

Por ello, ambas partes reafirmaron su compromiso de colaborar estrechamente en la elaboración de un próximo plan estratégico “que impulse una nueva fase de crecimiento, la generación de empleo y la contribución de la compañía al PIB de Navarra”. En ese sentido, la propiedad confirmó que, pese a la desinversión parcial, Sodena seguirá manteniendo su actual presencia en los órganos de administración y gobernanza de Jofemar Corporación. Por parte de Sodena, su director gerente, Iñaki Larraya, señaló que el apoyo continuado a Jofemar ha servido para “apuntalar un crecimiento basado en la innovación, la internacionalización y la profesionalización de las empresas familiares” y destacó que Jofemar es un ejemplo paradigmático de las empresas apoyadas por su Sodena, “debido a su apuesta por la innovación, su arraigo con el territorio y su contribución al desarrollo socioeconómico de Navarra, especialmente en la Ribera”.

Subscribirse al Directorio
Escribir un Artículo

Destacadas

Axon moves into Cloud Technology

by Axon Partners Group

cloud technology

Zinkee capta 1,9 M€ para evolucionar s...

by Athos Capital

La startup española Zinkee, especializada en software de gestión emp...

Diapositiva de Fotos