Los fondos internacionales no están interviniendo en la fiesta del capital riesgo con la intensidad prevista. Después de que en 2014 se obrara la ansiada reactivación del sector en España, todo apuntaba a que 2015 sería el año de la consolidación de esa recuperación y que seguirían aumentando los datos de inversión. Pero algo no ha salido según establecía el guion.

Los inversores foráneos del private equity, de quienes dependen las grandes transacciones, no materializaron en el ejercicio tantas compras en el país como cabía esperar. Solo se registraron cuatro megadeals respecto a los once de 2014. La ausencia de operaciones de envergadura, superiores a los 100 millones, ha pesado -y mucho- en el global. Así, el volumen de inversión total se ha visto recortado un 19,5% en 2015, hasta los 2.790 millones de euros, indican los registros de Ascri, patronal española del capital riesgo difundidos hoy.

La inestabilidad política ha sido uno de los factores que han influido, ha admitido Javier Ulecia, presidente de Ascri, al anunciar las cifras. Sin embargo, no es el único motivo que ha frenado la inversión de los fondos internacionales. La mayor competencia por parte de los compradores industriales y la apertura del mercado de capitales también tienen que ver, según Ulecia.

En contraposición, los inversores nacionales están siendo muy activos y han puesto a trabajar el dinero recaudado por sus nuevos vehículos, destaco el presidente de la patronal. De las 57 operaciones de mid market (entre 10 y 100 millones de euros), 39 fueron realizadas por fondos españoles.

La atracción de recursos para levantar fondos siguió gozando de salud, y se captaron para hacer transacciones en España 3.087 millones de euros, de los que 1.373 millones dependen de gestoras privadas españolas. Era previsible que el fundraising de 2015 quedara por debajo del dato del 2014, que alcanzo una cota histórica ya que después de años de parón, muchos fondos saltaron a la arena de la recaudación en tromba.

Por su parte, el volumen de las desinversiones fue de 4.550 millones de euros (a precio de coste) en 389 operaciones, y se sitúa prácticamente en los mismos niveles (-5%) que en 2014, que marcó récord histórico.

Por Mamen Ponce de León / Expansión

Subscribirse al Directorio
Escribir un Artículo

Destacadas

3i closes second European CLO, Harvest V...

by 3i Group

senior secured loans backing private equity buyouts

Araoz & Rueda asesora en la venta de cin...

by ARAOZ & RUEDA

Araoz & Rueda ha asesorado a la sociedad de gestión e inversión inmo...

Diapositiva de Fotos