La necesidad de innovar en servicios bancarios y mejorar la experiencia del usuario ha puesto de manifiesto que la colaboración, y no la competición, entre banca y ‘fintech’ es la tendencia para sobrevivir en el entorno digital. La apuesta de startups financieras por modelos de negocio B2B facilita en gran parte estas sinergias. En España, alrededor de un 75% de las fintech trabaja de forma colaborativa con bancos, mientras que un 50% de las entidades tradicionales mantiene algún acuerdo con empresas nativas digitales, según el Observatorio de Innovación y Tendencias Fintech 2018 de Finnovating. Estos datos están en línea con el promedio global en adopción fintech del sector bancario, que en 2017 creció un 54%, como apuntan desde la consultora EY.

Para una empresa de tecnología financiera (fintech), la banca suele ser su principal cliente y, a su vez, las entidades tradicionales ven las soluciones fintech como una herramienta de captación y fidelización de usuarios. "En el mercado español, los principales bancos están apostando cada vez más por disminuir sus activos fijos y sus costes de operación, a través de un incremento en la oferta de servicios online. Esto, sin duda, fortalece las relaciones con compañías nativas digitales y abre nuevas oportunidades de negocio para otros productos", señala Adriana Gaitán, Country Manager de FinReach.

Precisamente, desde FinReach, proveedor líder de soluciones y servicios digitales para la banca, con amplia actividad en Alemania, Austria y España, se pone en práctica un sistema de colaboraciones en distintos niveles en su día a día como ‘fintech’. Así, su relación con clientes como entidades bancarias, brókeres y organizaciones no financierasse establecen dentro de cuatro principales escenarios:

  • Canal: la entidad financiera ayuda a la fintech a distribuir sus productos de marca blanca entre sus usuarios. Para el banco, el beneficio está en que ofrece nuevos productos o servicios a sus clientes de manera casi inmediata, con un mínimo esfuerzo en integración o presupuestario.
  • Proveedor: el banco se relaciona con la fintech como si esta fuera un proveedor, ambas partes integran capacidades para poner en marcha un servicio específico y plenamente integrado. En este caso, la entidad financiera cuenta con una mayor flexibilidad para elegir funcionalidades particulares de acuerdo a sus necesidades, sin tener que hacer una gran inversión para su desarrollo. Al final del proyecto, la fintech se diluye como marca, pero a cambio algunos elementos de su solución pueden reutilizarse por algún otro cliente bancario.
  • Satélite: en esta evolución del modelo de proveedor, la entidad bancaria decide adquirir la fintech, pero la deja operar de manera relativamente independiente. Esta última, recibe una inyección de capital, a la vez que se valida de manera implícita su modelo de negocio y puede acceder a una amplia base de usuarios. Por su parte, el banco obtiene información valiosa acerca del mercado para desarrollar soluciones adicionales, además de contar con la exclusividad y el control de todos los servicios que desarrolle la fintech. No obstante, este modelo conlleva grandes riesgos en retención de talento y, asimismo, en caso de posibles fallos de cooperación, ya que el banco tiene invertido un capital más sustancioso.
  • Fusión: se trata de un modelo de adquisición tradicional. Con esta transacción, la fintech se integrará en el banco y pasará a tener su misma imagen corporativa. La ventaja para el banco está en la posibilidad de ofrecer innovación bajo su propia marca. Este modelo conlleva los mismos riesgos que el modelo satélite, a los que hay que sumar aquellos referidos a la integración de dos negocios que, probablemente, tienen culturas organizacionales y operativas muy distintas.

Estas oportunidades de colaboración pueden ser también complementadas con otras de carácter más informal, como sesiones de networking y de retroalimentación en eventos sobre el sector. A esto, la responsable de FinReach en España suma “la posibilidad de trabajar de manera activa con otras fintech, así como la necesidad de reforzar el contacto y ampliar los espacios de conversación con gobiernos y autoridades regulatorias” para abordar cualquier asunto relevante en la industria financiera.

Fuente: FinReach

Subscribe to Directory
Write an Article

Highlight

3i closes second European CLO, Harvest V...

by 3i Group

3i Group plc (“3i” or “3i Group”), an international investor, ...

H2 Equity Partners, Sherpa Capital y Auc...

by Professional Newco

El objetivo de Optimum Alliance es crear una plataforma de firmas inde...

Photos Stream