Por Pablo M. Simón / Santiago Millán / CincoDías

Euskaltel es una de las pocas operadoras de cable que sigue centrada casi de forma única en un par de regiones: País Vasco y Navarra. Solo le acompañan en su especialización Telecable, con gran implantación en Asturias, y R, que domina Galicia.

Pero que la operadora de origen vasco sea relativamente pequeña no será una barrera para que debute en Bolsa con una valoración atractiva –para sus actuales accionistas–, de entre 1.000 y 1.500 millones de euros, según estimaciones preliminares. Euskaltel es el sexto operador nacional de banda ancha fija, con 264.724 líneas a la conclusión de 2014, según datos de la CNMC.

JPMorgan y UBS serán las entidades de llevar de la mano a la operadora con sede en el País Vasco. También la acompañarán como colocadores, al menos, Citigroup. Mientras, Rothschild será el asesor global.

El objetivo es acudir al mercado con las cuentas auditadas del primer trimestre de 2015, de forma que el plazo para debutar finaliza el 12 de agosto. Si bien es muy raro que las salidas a Bolsa se ejecuten más allá de mediados de julio. Y_siempre que se pueda es preferible junio;_este es, de hecho, el mes elegido en principio por Euskaltel para dar el salto al parqué, explican fuentes conocedoras de la operación.

La compañía estuvo participada por el Gobierno vasco hasta diciembre 2012, cuando entraron las firmas de capital riesgo Trilantic e Investindustrial, a través de una ampliación de capital en la que el resto de los socios renunció a su derecho de suscripción preferente. A final de 2012, ambas firmas inyectaron unos 68 millones de euros en forma de capital en la teleco y adquirieron las participaciones de Endesa (tenía el 10,6% de Euskaltel), del Gobierno vasco (7,4%), de la Corporación Mondragón (2,1%) y compraron la mayor parte de las acciones de Iberdrola, que redujo su porcentaje del 11,9% al 2%. Trilantic e Investindustrial controlan el 48,1% de Euskaltel. Trilantic está presente también en Talgo, de la que controla un 63% y se propone vender en torno a la mitad en la colocación en Bolsa que está en proceso (véase página 21).

Eventual aglutinador

Fuentes conocedoras de la operación explican que el porcentaje que venderá cada uno de los tres accionistas se decidirá una vez se establezca un rango orientativo de precios. El folleto no está ni mucho menos listo, y las entidades todavía están sondeando el mercado. Se espera que en conjunto ronde el 50%.

Una vez que Euskaltel salga a Bolsa existe la posibilidad de que siga creciendo con adquisiciones. Las dos empresas del sector huérfanas están con el cartel de “se vende”. R está controlada al 70% por el gigante del capital riesgo CVC, que entró en 2010, mientras que el restante 30% está en manos de Abanca, antigua Novacaixagalicia Banco. Telecable está controlada por la también firma de capital riesgo Carlyle, que tiene el 85%.

Según fuentes del sector, con este movimiento, Euskaltel daría liquidez al valor para facilitar posibles movimientos corporativos con las citadas Telecable y R. En febrero, la propia teleco vasca indicó que la oferta le situaría “en una buena posición para desarrollar su vocación de protagonismo en los futuros procesos de consolidación en el sector”.

La valoración se triplica en dos años y medio

La ampliación de capital con la que entraron Trilantic e Investindustrial valoró cada título a un precio de 75 euros, lo que implicaba una precio para el 100% de Euskaltel de 475 millones de euros. Si finalmente la valoración de la teleco en la salida a Bolsa ronda los 1.500 millones, las firmas habrán obtenido una rentabilidad de más del 200% en unos dos años y medio. En 2012, año en que Trilantic e Investindudtrial entraron en el capital, la teleco cerró con un beneficio neto de 48,8 millones de euros, lo que supuso darle la vuelta a los números rojos de 94,5 millones de 2011. En 2013, los últimos resultados publicados, ganó 50,1 millones, un 4,2% más, y registró unos ingresos de 329 millones, un 2,6% menos. El ebitda subió un 15,1%, hasta 155 millones.

La ratio del valor de empresa (deuda financiera neta más capitalización) entre ebitda de Euskaltel conforme a las cifras de 2013 superaría las 11 veces.

Lo cierto es que Euskaltel quiere sacar partido del actual escenario bursátil alcista así como del renovado interés por el sector de las telecos, inmerso en un acelerado proceso de consolidación, marcado por la compra de Ono por parte de Vodafone y la opa de Orange sobre Jazztel, actualmente en proceso de estudio por parte de las autoridades comunitarias.

En este último caso, Orange valoró Jazztel en cerca de 3.400 millones de euros. En este caso, el grupo galo otorgó a Jazztel un valor de empresa frente al ebitda previsto para 2015 de 8,6 veces.

Jazztel es una empresa mucho más grande que Euskaltel en todas las magnitudes. Cerró 2014 con unos ingresos de 1.175 millones de euros y un ebitda de 215 millones. Además, alcanzó los 1,55 millones de clientes de banda ancha fija.

Subscribe to Directory
Write an Article

Highlight

3i closes second European CLO, Harvest V...

by 3i Group

3i Group plc (“3i” or “3i Group”), an international investor, ...

El Ayuntamiento de Madrid adjudica a Peo...

by Professional Newco

El pasado mes de febrero, el Ayuntamiento de Madrid daba el primer pas...

Photos Stream