En pleno debate sobre la incidencia que el uso de los vehículos privados tienen en la alta contaminación que sufren ciudades como Barcelona (donde se estima que la contaminación causa más de 3.500 muertes prematuras al año en su área metropolitana), Shotl, una startup tecnológica de Sant Cugat del Vallès, propone un nuevo sistema de movilidad sostenible, basado en el uso del teléfono móvil. “A través de la geolocalización y de un algoritmo propio, nuestra aplicación móvil relaciona el número de usuarios que necesitan desplazarse en tiempo real, con la disponibilidad de vehículos Shotl, para posteriormente agrupar a aquellos pasajeros que tienen rutas coincidentes en el entorno urbano”, explica Isaac Lozano, cofundador de Shotl.

Así, tras indicar su punto de origen y de destino en la aplicación, el usuario puede concertar su traslado en el minibús Shotl que realice la ruta más optimizada, y conocer el tiempo de duración del trayecto. Tras aceptar el servicio, el teléfono le mostrará el lugar de recogida en un radio máximo de 2 calles. Al mismo tiempo, el conductor del minibús recibirá en su GPS el punto de recogida del usuario. “De este modo, las paradas de recogida de Shotl serán dinámicas, y se configurarán al milímetro del usuario y del conductor”, sostiene el emprendedor.

La joven empresa – puesta en marcha con una inversión de 300.000 euros procedentes de la empresa vallesana Drivania (especializada en el alquiler de coches con chófer para empresas) – se define como un complemento al transporte público de la ciudad. “La mayoría de personas que cogen el coche para moverse por Barcelona, lo hacen para viajar a un punto que está mal comunicado con transporte público. Shotl pretende cubrir esas zonas mediante minibuses inteligentes que se adapten a las necesidades de los usuarios”, suscribe Lozano. Una idea que no es propia, sino que se inspira en empresas de servicios de shuttle privado que ofrecen ciudades como Nueva York, Chicago o Boston para conectar barrios comunicados con el transporte público y que según Lozano, transportan más de 100.000 personas al día. “Nosotros hemos tomado ese modelo y le hemos incorporado la tecnología para poder adaptarlo a las necesidades reales de todo tipo de ciudades”, añade.

Sin duda, otro de los puntos diferenciales de la flota de minibuses Shotl – que tendrán una capacidad de entre 8 y 15 personas– es que dispondrán de wifi, puntos de recargas para el teléfono móvil o el portátil... “Será como viajar en Business pero a partir de solo 4 euros; un precio competitivo que haga que la gente no contemple el coche como una opción en las pequeñas y grandes ciudades”, puntualiza Lozano.

La iniciativa, presentada esta semana en el Mobile World Congress, ya está en conversaciones con diversos ayuntamientos catalanes para realizar la primera prueba piloto, que estiman será durante el segundo semestre del 2016.

Por Anna Cabanillas / La Vanguardia

Fuente: La Vanguardia

http://www.lavanguardia.es
Subscribirse al Directorio
Escribir un Artículo

Destacadas

3i closes second European CLO, Harvest V...

by 3i Group

senior secured loans backing private equity buyouts

Grupo Eurotex se afianza en Marruecos co...

by COFIDES

COFIDES facilitará un préstamo de coinversión de 200.000 euros con ...

Diapositiva de Fotos