Criteria, accionista de control de Saba con el 51%, mantiene conversaciones avanzadas con los accionistas minoritarios del grupo de aparcamientos para convertirse en el socio único de la compañía. La inversión del hólding industrial de La Caixa, que podría adoptar una decisión en las próximas semanas, pondría fin al periodo de incertidumbre que vive la sociedad desde que Torreal (20%), KKR (18,5%) y ProA (10,5%) acordasen hace más de un año vender de manera coordinada su 49%.

Para Criteria, que no ha querido hacer comentarios sobre esta operación, la inversión en Saba supondría su primer gran movimiento comprador después de vender en 2016 un 10% de Gas Natural-Fenosa al fondo GIP por unos 1.800 millones de euros y ante la eventual salida este año de Abertis si triunfa la opa conjunta de ACS y Atlantia. Por su 18% en el grupo de autopistas, Criteria podría ingresar más de 3.000 millones de euros para emplearlos en nuevas inversiones.

Las valoraciones de Saba se mueven en múltiplos de entre 12 veces y 14 veces su ebitda, que en 2017 fue de unos 100 millones de euros. Tomando como referencia esta relación, el 100% del grupo de aparcamientos presidido por Salvador Alemany se elevaría hasta 1.400 millones de euros, incluida deuda.

Los accionistas minoritarios de Saba han forzado este desenlace. Según los acuerdos parasociales, en mayo se activa la cláusula de derecho de arrastre (drag along) por el que cualquiera de los socios puede instar la venta del 100% de la compañía. KKR, ProA y Torreal comunicaron a La Caixa su intención de buscar comprador. Según las fuentes consultadas, Criteria ha manifestado su disposición a comprar a los precios estimados.

Para los fondos, se trata de una solución aceptable –dada la buena relación con el accionista mayoritario– que daría, además, continuidad a la gestión de la empresa llevada hasta ahora. Con el 100% de Saba, Criteria podría abordar con mayor libertad la estrategia de crecimiento de la filial en un momento en el que el sector de aparcamientos está abierto a nuevos movimientos corporativos y de consolidación empresarial. Saba celebra junta anual de accionistas el próximo 9 de mayo, momento que Criteria y los fondos de inversión podrían emplear para materializar la operación con la configuración de un nuevo consejo de administración, si hay cambio en el accionariado. En el orden del día de la asamblea de Saba figura el nombramiento y ratificación de consejeros.

Saba facturó 205 millones de euros en 2016, un 7% más. El ebitda, sin tener en cuenta el efecto de las desinversiones de sus parques logísticos, subió un 10%, hasta los 94 millones de euros, mientras que el beneficio neto se quedó en 4 millones de euros, que habrían sido 32 millones de euros si se tuviera en cuenta la citada operación atípica. Su deuda financiera neta a finales de 2016 era de 357 millones. Dos tercios de su negocio todavía dependen de España.

Entre 2011, cuando se desgajó de Abertis, y 2016 la compañía dirigida por Josep Martínez Vila invirtió 545 millones para ampliar su perímetro hasta las 195.000 plazas, si bien desinvirtió también en activos logísticos, con el objetivo de concentrarse sólo en la actividad de aparcamientos. Tras las operaciones de Aena, Adif y el Ayuntamiento de Barcelona, la empresa apenas ha protagonizado movimientos de calado, pese a manifestar interés por rivales como Empark y Vincipark, entre otros.

Por C.MORÁN / M.PONCE DE LEÓN / S.SABORIT. EXPANSIÓN

Subscribe to Directory
Write an Article

Highlight

3i closes second European CLO, Harvest V...

by 3i Group

3i Group plc (“3i” or “3i Group”), an international investor, ...

Grupo Eurotex Consolidates its Presence ...

by COFIDES

To this end, COFIDES will provide a joint investment loan of 200,000 e...

Photos Stream